…………¡ DATE CUENTA !

Hijo del emigrante español: estudiante de español en peligro de extinción.

Seguramente, quien lea este título se preguntará si es que a los hijos de los emigrantes les ha entrado alguna enfermedad, si son víctimas de algún virus maligno o alguna bacteria asesina. Pues no, no es ningún virus, ninguna bacteria y menos una enfermedad, aunque figurativamente podría tratarse de una efermedad degenerativa o un virus que poco a poco debilita al cuerpo, o una bacteria oportunista que intenta atacar siempre que el que la sufre se descuida un momento porque se fía de que hay una medicina que le cura y le ampara. Lo que sí puedo decir es que si fuera una enfermedad, un virus o una bacteria, tendría el mismo nombre: Ministerio de Educación Cultura y Deportes , pues sus leyes sobre la enseñanza española para los hijos de los emigrantes españoles están imposibilitando que éstos puedan acceder a las clases de Lengua y Cultura Españolas y poco a poco van a conseguir que nuestros hijos sean como dice el título de este artículo: " estudiantes de español en peligro de extinción"

Los emigrantes españoles en Europa y en especial en Holanda llevamos ya varios años pidiendo através del Consejo de Residentes que las leyes (esa famosa normativa) se adapte a la situación actual de la emigración. Que ya no somos tantos como en las décadas de los ’70 y ’80. Venimos pidiendo hace años que la cantidad requerida de alumnos para abrir un aula se rebaje de 14 a 8 , pues son muy pocas ya las ciudades que pueden conseguir un grupo de este nivel.

Es algo increible que el Instituto Cervantes exija 8 alumnos extranjeros para abrir un aula y enseñarles español y nuestros hijos que son españoles han de ser como mínimo 14. Si esto no cambia el Ministerio de Educación Cultura y Deportes podrá ostentar la medalla de haber sido la institución que se "cargó a los estudiantes españoles en el extranjero". Es más, a pesar de nuestras protestas se atreven a ponérnoslo más dificil aún:El 8 de agosto del 2002 se publicó en el BOE núm. 189 los cambios habidos en la Orden ECD/2022/2002 de 29 de junio. En el apartado undécimo, punto 1, se limita el acceso a las Clases de Lengua y Cultura Españolas a aquellos alumnos que hayan cumplido los 7 años de edad. Anteriormente la edad de acceso a estas clases era de 5 años, igual que en España. Como consecuencia de esto todos aquellos alumnos que aún no han cumplido 7 años años tendrán que quedarse en casa y en tanto que esto sucede se cerrarán aulas por reducción del alumnado.

En mi opinión el Ministerio desconoce el vocablo flexibilidad, pero claro ellos se cargan dos pájaros de un tiro y ¡otra medallita! Como ya pueden ustedes suponer, nosotros, los padres de estos alumnos y de los futuros no nos vamos a quedar con los brazos cru- zados mirando como nos quitan lo poco que nos ha quedado. Yo, Miguel Angel Luengo, presidente de la Asociación de Padres de Alumnos de Eindhoven en nombre de todos ustedes, así como de los además padres de futuros alumnos y otros simpatizantes, quiero por medio de este artículo denuciar al Ministerio de Educación y al actual Gobierno de España, de un delito de descriminación y de no cumplir la Constitución Española tal y como lo han jurado en su día.

En el Capítulo II: Derechos y Libertades, de la Constitución, el artículo 14 dice que Los Españoles somos todos iguales ante la ley. " Tal vez aquí habría que añadir: menos los hijos de 5 y 6 años de los emigrantes españoles, para los que se harán otras leyes aparte.

El artículo 27-1 dice: " Todos los españoles tienen derecho a la enseñaza." Bueno pues aquí habría que añadir: menos los hijos de los emigrantes españoles de 5 y 6 años, que sólo tendrán derecho a la enseñanza apartir de los 7 años.

El mismo artículo, pero en el punto 5 dice: " Los poderes públicos garantizan el derecho de todos a la educación…" Pues si esto es así ¿ porqué nos lo ponen tan dificil, porqué para nuestros hijos pequeños en lugar de garantía lo que hay es prohibición ?

El Preámbulo de la Constitución Española dice: " …Proteger a todos los españoles y pueblos de España en el ejercicio de los derechos humanos, sus culturas y tradiciones, lenguas e instituciones." Y ya que hablamos de derechos humanos, en la Declaracion Universal de los Derechos Humanos, de la cual España también es firmante, el artícuo 26 dice: " Todos los seres humanos tiene derecho a la educación." Pero nuestros hijos no, por lo visto ha de ser muy caro para el Ministerio.

O sea, este Ministerio, no sólo incumple la Constitución Española, sino también la Declaración Universal de los Derechos Humanos y descrimina a nuestros hijos con respecto a los hijos de los españoles residentes en España. ¿ Porqué ellos sí pueden estudiar español con 5 años y nuestros hijos que también son españoles no tienen ese derecho? ¿ Qué pasa ? ¿ Es que nuestros hijos de 5 y 6 no son aún seres humanos ?

También dice nuestra Constitución a Título Preliminar, artículo 1 punto 1: " España se constituye en un estado social y democrático de Derecho, que propugna como valores superiores… la igualdad…" (entre otros más) ¿ Qué igualdad es ésa que prohi- be a nuestros hijos de 5 y 6 años la eseñanza y a los niños de la misma edad residen- tes en España no? ¿O es que al residir fuera del país somos españoles de segunda , o el presupuesto nuestro lo pasa a deportes? ¿ Tal vez a la Ciudad Deportiva Madrileña?

No se imagina el Ministerio lo importante que es para nuestros hijos esa base, ese comienzo a los 5 años para que cuando lleguen a los 7 que es cuando comienza el verdaro aprendizaje, estén acostumbrados a las clases, al profesorado y al leguaje. Nosotros, los padres afectados y todos los demás padres, seguimos pensando que es una injusticia. Que nos están quitando poco a poco algo que nos pertenece por derecho, algo que les pertenece a nuestros hijos por el simple hecho de ser españoles, porque así lo dice nuestra Constitución, o ¿le molesta al Ministerio tal vez que digamos « nuestra » ? Pues por mucho que le moleste, lo vamos a seguir haciendo, porque creemos en ella, porque tenemos fe en ella, auque luego cada uno la use como le dé la gana. No entendemos que haya tanto estudio pedagógico, secretarías generales técnicas y que luego cometán estos marrones.

Empecé diciendo que el hijo del emigrante es un estudiante de español en peligro de extinción. Creo que el lector ya sabrá bien cual es el mal que padece este estudiante español, pero nosotros, seguiremos llamando a la puerta del Ministerio y si es necesario acudiremos a llamar a las puertas de Bruselas y gritaremos nuestra pregunta, (desesperada y sedienta de eperanza y solución): ¿ Hay alguien ahí ?

Espero que algún día dejen de guardar silencio y nos escuchen, que reconozcan al Consejo de Residentes como la voz de los emigrantes y comprendan la necesidad antes de que sea demasiado tarde y la extinción sea ya irremediable.

Miguel Angel Luengo Tarrero, presidente de la Asociación de Padres de Alumnos de la ciudad de Eindhoven en Holanda.

Eindhoven, Septiembre del 2003

.

POLITICA DE INTEGRACION EN HOLANDA

El Gobierno holandés quiere obligar a los inmigrantes a aprender holandés y seguir cursos de integración social. Hasta ahora la integración no ha sido sin dificultades. Una comisión parlamentaria especial investiga los efectos de la política de integración que practicó el Gobierno durante 30 años. Esta semana la comisión inició sus audiencias públicas.

En los años 60 y 70 del siglo pasado se llamaban ‘gastarbeiders', ‘trabajadores invitados': en la mayoría de los casos, hombres proce-dentes de España, Italia, Marruecos y Turquía que vinieron a Holanda para ayudar en la reconstrucción. Lo más importante era que trabajaran, no era tan importante que se integraran en la sociedad holandesa. Los propios inmigrantes siempre tenían la idea de que, algún día, volverían a su patria. Pero, se quedaron y en muchos casos trajeron a sus familias. Estos primeros inmigrantes siguen ha-blando mal el idioma holandés y viven en barrios deteriorados. Algunos de sus hijos o nietos son jóvenes problemáticos. Por otra parte hay muchos alóctonos que sí están integrados en la sociedad holandesa.

A finales del año pasado se formó una comisión parlamentaria que debe investigar la política de integración en Holanda, durante los últimos 30 años. El presidente de la comisión, Stef Blok, cree que era necesaria la formación de esa comisión desde que el asesinado político Pim Fortuyn, abriera la discusión sobre los alóctonos, argumentando que ‘Holanda está lleno'.

Además de estudiar la política de los años pasados, la comisión debe dar consejos para el futuro. Durante muchos años, la diversidad cultural fue el tema central de la política holandesa de extranjeros. Se daba subvención a organizaciones de inmigrantes para coner-var su propia identidad cultural. Esa política cambió totalmente: ahora los extranjeros se tienen que integrar en la sociedad holan-desa. Los alóctonos tienen que aprender el holandés y conocer la sociedad holandesa.

La comisión debe investigar los efectos de la antigua política y el significado de la nueva línea. Se concentra especialmente en la vi-vienda, el trabajo, la enseñanza y la emancipación.

El presidente de la comisión, Stef Blok, señala que la enseñanza en el propio idioma es un tema recurrente. Desde los años 70 se impartían clases en los idiomas turco, marroquí y castellano entre otros. Ahora el Gobierno quiere abolir esas clases, pero primero hay que investigar si la enseñanza en los años pasados arrojó resultados positivos o no.

Recientemente, un miembro de la comisión, un integrante del Partido Socialista, abandonó la comisión, porque opina que no se hace uso de fuentes independientes para controlar la política de extranjeros de los años pasados. Al mismo tiempo, el miembro del Partido Socialista opina que la Comisión no toma en cuenta la opinión de los inmigrantes.

Esta semana los políticos responsables declaran ante la comisión: ex ministros, funcionarios y representantes de organizaciones sociales. Seguidamente la comisión viaja por el país, donde también se escuchará a los inmigrantes.

Al fin y a al cabo, los planes del Gobierno se tienen que efectuar a nivel local: en las ciudades, en los colegios, en las corporaciones de viviendas. La comisión no sólo quiere estudiar lo que se planificó en el pasado, sino también pretende controlar lo que se llevó a la práctica, para saber dónde las cosas han ido mal y por qué.

http://www.rnw.nl/informarn/html/hol030924_analfabetosholanda.html

Carin Tiggeloven. 24-09-03

.

Kabinet remt integratie van minderheden

maandag 22 september 2003 - De forse bezuinigingen van het kabinet op sociale zekerheid, zorg en huursubsidie vormen een directe aanslag op de inkomenspositie van een groot deel van de etnische minderheden in ons land en daarmee op hun mogelijkheden om daadwerkelijk 'mee te doen'. Ook het 'integratiebeleid nieuwe stijl' dat minister Verdonk presenteerde is eerder een rem op dan een stimulans tot daadwerkelijke integratie. Dat is de mening van de onderstaande samenwerkingsverbanden van etnische minderheden die deel uitmaken van het Landelijk Overleg Minderhedenbeleid

Inspraak Orgaan Turken (IOT) Landelijk Overleg Welzijn Molukkers (LOWM) Overlegorgaan Caribische Nederlanders (OCaN) Overlegpartner Rijksoverheid Zuideuropese Gemeenschap (LIZE) Samenwerkingsverband Marokkanen en Tunesiërs (SMT) Vluchtelingen-Organisaties Nederland (VON)

Utrecht, 18 september 2003

PERSBERICHT
De door het kabinet gepresenteerde bezuinigingen in de sociale zekerheid, in de gezondheidszorg en de huursubsidie vormen een regelrechte aanslag op de inkomenspositie van de mensen met de laagste inkomens. Etnische minderheden zijn oververtegenwoordigd onder de laagste inkomensgroepen en zullen daardoor onevenredig zwaar van de bezuinigingen te lijden hebben. Daar komt nog eens bij dat etnische minderheden relatief het zwaarst worden getroffen door de sterk oplopende werkloosheid. Vooral jongeren dreigen daarvan de dupe te worden. In dit verband zijn de samenwerkingsverbanden dan ook ontstemd over de forse bezuinigingen in de jeugdzorg.

Het is verre van denkbeeldig dat grote groepen etnische minderheden door de cumulatie van al deze maatregelen en ontwikkelingen het hoofd nauwelijks boven water kunnen houden en in een groter maatschappelijk isolement terechtkomen. Dat trekt ook een zware wissel op de mogelijkheden om daadwerkelijk aan de samenleving mee te doen. Dat zal weer leiden tot toenemende segregatie en confrontatie tussen bevolkingsgroepen in plaats van de beoogde verkleining van de afstand tussen bevolkingsgroepen.

Ook de op Prinsjesdag gepresenteerde uiterst restrictieve maatregelen op het gebied van integratiebeleid treffen minderheden hard. Het ontbreekt vrijwel geheel aan gerichte stimuleringsmaatregelen die de afgelopen jaren honderdduizenden op weg hebben geholpen in de Nederlandse samenleving. Het ontbreekt eveneens aan een inspirerende visie die de burgers en maatschappelijke organisaties kan aanspreken en activeren. Het adagium van de 'eigen verantwoordelijkheid' waarmee het kabinet haar beleid onderbouwt, miskent de inspanningen die mensen zich nu al getroosten en de taak van de overheid om de voorwaarden te scheppen die het nemen van eigen verantwoordelijkheid mogelijk maken. Een goed voorbeeld hiervan is de voorgenomen intrekking van de Remigratiewet die ondersteuning biedt aan personen die niet zelfstandig in staat zijn om terug te keren naar het land van herkomst.

Bovendien is het zeer de vraag of de verschillende voorgenomen maatregelen zoals die op het terrein van gezinsvorming en –hereniging, de exorbitante verhogingen van de legeskosten voor verblijfsvergunningen en de voorgenomen intrekking van de Remigratiewet in overeenstemming zijn met de verschillende internationale verdragen.

De samenwerkingsverbanden constateren dat in het 'integratiebeleid nieuwe stijl' de verantwoordelijkheid eenzijdig bij minderheden wordt gelegd. Het kabinet schrijft de gegroeide afstand tussen minderheden en autochtonen vrijwel geheel op het conto van de minderheden zelf. Het kabinet gaat daarmee voorbij aan de grote rol van vooroordelen, discriminatie en sociale uitsluiting van de kant van autochtone individuen, instellingen en organisaties. Dat werkt blokkerend op de inzet van leden van minderheidsgroepen om op basis van eigen verantwoordelijkheid een plaats in de Nederlandse samenleving te bemachtigen. Juist gezien het feit dat integratie een wederzijds proces is, missen de samenwerkingsverbanden maatregelen die autochtone individuen, organisaties en instellingen op hun verantwoordelijkheid wijzen om meer dan tot nu toe een bijdrage te leveren aan het verkleinen van de afstand tussen autochtonen en minderheden.

Ook de stelling van het kabinet dat met "het cultiveren van eigen identiteiten geen afstand valt te overwinnen" spreekt boekdelen over haar houding. Het kabinet gaat geheel voorbij aan de waarde van eigen taal, cultuur en religie als communicatiemiddel, cultuurgoed en economische factor en miskent daarmee het belang daarvan voor de integratie in de Nederlandse samenleving. Minderheden lijken slechts toegang te hebben tot gedeeld burgerschap na het afleggen van wat hen ten diepste eigen is. In die zin speelt dit kabinet eerder de kaart van assimilatie dan van integratie en lijkt zij de realiteit van de multiculturele samenleving in te ruilen voor de fictie van de monoculturele samenleving. Dat werkt op den duur averechts op de bereidheid van minderheden om te integreren.

De meest in het oog springende voorstellen liggen op het terrein van de inburgering. Het voorgestelde nieuwe inburgeringstelsel is een stap terug en lijkt vooral ingegeven door de wens de immigratie te beperken. Gezinsvormers en gezinsherenigers moeten al in het land van herkomst slagen voor een basistoets voor Nederlandse taal en maatschappelijke oriëntatie als voorwaarde voor toelating. Dit is alleen al praktisch een onzinnig voorstel als men denkt aan landen als Somalië, Afghanistan, Nigeria of Iran.

Eenmaal in Nederland moeten nieuwkomers en oudkomers slagen voor een inburgeringsexamen om in aanmerking te komen voor een definitieve verblijfstitel. De kosten daarvan dienen zij vooraf zelf te betalen en krijgen zij slechts gedeeltelijk terug na het behalen van het inburgeringsexamen. Dit restrictief inburgeringsbeleid is behalve onrechtvaardig ook niet effectief, niet efficiënt en op onderdelen in strijd met nationale en internationale wet- en regelgeving.

Als klap op de vuurpijl wordt oudkomers een korting op hun uitkering in het vooruitzicht gesteld als zij niet aan de inburgeringsvereisten voldoen of hun kinderen niet ondersteunen in hun schoolloopbanen. Deze maatregel is een onacceptabele inbreuk op de wettelijke aanspraken die deze mensen hebben en frustreert de inzet die zij nu al plegen. Ook krijgen oudkomers van 57,5 jaar en ouder te maken met een sollicitatieplicht. Wat is de zin en nut van dergelijke voorstellen in tijden van massale werkloosheid? Voor deze maatregelen bestaat onder de verschillende etnische groepen dan ook geen enkel draagvlak.

De samenwerkingsverbanden stellen vast dat dit kabinet geen stimulerende bijdrage levert aan de zo gewenste integratie en participatie van minderheden. Integendeel, deze voorstellen dragen de inherente boodschap met zich mee dat minderheden verantwoordelijk zijn voor zowel hun eigen problemen als voor de problemen van de huidige Nederlandse samenleving en dat beperking van hun rechten en verscherping van hun plichten noodzakelijk zijn voor de oplossing daarvan. Daarmee miskent dit kabinet de eigen verantwoordelijkheid van de overheid die zij zo nadrukkelijk van haar burgers vraagt.

De samenwerkingsverbanden doen een beroep op het kabinet zich te bezinnen op het voorgenomen beleid gezien de schadelijke effecten ervan op de positie van de zwakste groepen in de samenleving en met name op integratie en participatie van etnische minderheden.

LIZE, october 2003 http://www.lize.nl/

.

LA ECONOMIA HOLANDESA EN APUROS
En el segundo trimestre de este año, la economía holandesa disminuyó en casi un uno por ciento, más de lo que habían pronosticado los analistas. Esta tendencia se debe sobre todo al hecho de que el consumidor gasta menos dinero, por la depresión económica.

Comparada con el resto de Europa, la situación holandesa es distinta. Es cierto que los demás países europeos sufren también las consecuencias de los malas tiempos económicos y del deficiente comercio mundial: las consecuencias económicas del síndrome SARS y de la guerra en Iraq han tenido un efecto negativo sobre los resultados del segundo trimestre de este año. Sin embargo, según la economista Aline Schuiling del Banco Fortis de Amsterdam, la situación en Holanda se ve agravada por varios factores. Por una parte los consumidores gastan menos y por otra el Gobierno ha decidido limitar al máximo los gastos públicos.

El Gobierno holandés hace todo lo posible para reducir el déficit presupuestario. Aline Schuiling señala que el Gabinete se ha visto enfrentado en repetidas ocasiones con menos ingresos por impuestos. El ministro de Finanzas, Gerrit Zalm, quiere compensar estos reveses económicos cuanto antes. Por eso el Gobierno efectuará cada vez menos gastos públicos, lo que a su vez significa una reducción del poder adquisitivo del consumidor. Es decir: aumentarán los impuestos y bajarán las prestaciones sociales. Por ello la situación en Holanda es, en estos momentos, peor que en el resto de Europa.

En el segundo trimestre de este año, el Gobierno holandés – al contrario del comportamiento de los consumidores y el comercio internacional - hizo un aporte positivo a la economía, pero eso también ha terminado. En ese momento el Gobierno sólo reconoce dificultades y anuncia nuevas medidas de ahorro.

Fortis pronostica que la economía holandesa, considerado el año 2003 en su totalidad, disminuirá en un 0,5 por ciento, mientras que el crecimiento promedio en Europa será de 0,5 por ciento. Esto quiere decir que el fuerte impulso de ahorro del Gobierno holandés dará resultados negativos. Por su parte, los consumidores tampoco cambiarán sus patrones de gasto mientras la economía no dé señales de recuperación y se mantengan los altos niveles de desocupación. Además, la actual retracción de la economía se debe, en parte, a desarrollos anteriores. En los años noventa la economía holandesa creció de manera extraordinaria. Según Aliner Schuiling, se produjo "un sobrecalentamiento de la economía nacional", con todas las consecuencias del caso.

"La economía holandesa creció con más fuerza de la soportable" señala Schuiling. "El resultado es un alza de la inflación y una presión creciente por mejores salarios. Y como consecuencia del aumento de los salarios tenemos problemas en el mercado del trabajo, con altas cifras de cesantía. Es el precio que estamos pagando por el enorme crecimiento que vivimos en la segunda mitad de los años noventa".

En ese período Holanda alcanzó un crecimiento, durante algunos años consecutivos, del 4 por ciento o más. Holanda iba claramente por delante de otros países en la región europea. En este año 2003 la situación se ha invertido radicalmente.

http://www.rnw.nl/informarn/html/hol030814_economia.html

Wendy Braanker, 14 de agosto 2003

Salir