Geertje van Os

 

….‘Llevo a España en mi corazón’

 

 

1963-2003, cuarenta años españoles en Eindhoven

 

Allá por el principio de los años sesenta, la fábrica PHILIPS, acosada por la falta de mano. de obra que sufría Holanda, en esa época, hizo venir un grán número de obreros españoles hasta Eindhoven. Los primeros emigrantes. españoles en, Philips venían, del norte de, Cáceres, de diferen-tes pueblos de esta provincia y formaron la base de la actual Colonia Española de la ciudad de Eindhoven. Mas tarde llegaron otros grupos más, de todas las regiones ,españolas. ,Durante ,muchos ,años, los, españoles, formaron ,el mayor grupo de forasteros en la ciudad de Eindhoven. Del primer grupo, solamente, dos, siguen, residiendo, aún, en, Eindhoven: José Gutiérrez, natural de Carcaboso y. Raimundo. Blanco,. natural .de la ciudad de Plasencia. Todos los demás han regresado de los cuales algunos han fallecido ya.

Contratos temporales

 

Debido. a .la escasez de mano de obra en Eindhoven y cercanías, Philips, igual que otras grandes empresas, cruzó fronteras en busca de empleados, obreros con contratos temporales para resolver el problema a corto plazo. Para poder ,manejar ,,y ,controlar, aspectos ,administrativos .y. prácticos, se decidió operar en un país solamente. Frits Philips, en ,persona,, el ,heredero ,de ,la,,gran ,Philips,, la ,que. unos, años ,más ,tarde, llegaría ,a, ser, una ,de, las multinacionales, ,Más,, poderosas, ,del ,,,mundo, ,se ,decidió, por,,España. La ,Administración, española ,designó Extremadura, a ,Philips ,para ,conseguir, la mano de obra que ésta requería. El 8 de febrero del 2003 se cumplían exactamente, 40, años, que, los, primeros ,españoles, que venían a trabajar a Philips, bajaban del tren en Holanda después de tres días de viaje. Estos noventa cacereños, con un contrato de un año en ,el bolsillo, emprendieron un viaje que les llevaría lejos de su Extremadura, de ,su ,España. Muchos, de ellos, no sabían ni donde se encontraba Holanda. Holanda padecia uno de los inviernos más fríos que se recuerdan. La llegada de estos hombres se había acordado,,para ,diciembre ,del ,1962 ,pero por culpa de las grandes nevadas y heladas de aquel invierno, se tuvo que, retrasar ,el, viaje ,hasta, febrero del ,’63., Los 90 cacereños, no fueron los primeros emigrantes españoles en Holanda,, en años ,anteriores ya, habían ,llegado por, su cuenta algunos a otras ciudades y fábricas de Holanda, como,,por,,ejemplo ,Juan Lesbán García que ya trabajaba en Philips y fue el interprete de todos esos que llegaron más tarde, ,pero sí ,fueron los, primeros, empleados ,españoles ,que en grupos, fueron demandados por la famosa fábricade ,bombillas. Se ,podía decir también, cariñósamente; que Juan Lesbán García es el 'abuelo de la Colonia' Española ,de, Eindhoven ,y ,que, aún ,sigue ,activo, ,trabajando ,para ,esta ,Colonía ,Española ,en el Hogar de los Pensionistas y en Unión Hispana.

Extremeños llegados en 1963 a Someren.

Hospedaje

 

El primer grupo se alojó en Someren en un campamento estatal construído por los años 30, que ,habían ,servido ,de, alojamiento ,a ,los ,empleados,,en el desmonte del campo. Existían campamentos ,similares ,en ,otra, localidades, ,todas ,cerca ,de ,Eindhoven. Ocho ,hombres compartían,,un ,dormitorio ,y un salón-comedor. Diariamente, los españoles iban y venían al trabajo ,en ,Eindhoven, en, unos, autobuses,,que ,Philips tenía para desplazar a sus obreros, pues ,la ,Philips, daba ,trabajo a todos los pueblos de alrededor. El número de trabajadores españoles ,continuaba ,aumentando. ,Pronto llegaron trabajadores no sólo de Extremadura, sino ,de ,todas, las ,regiones, de ,España. ,El alojamiento ,distanciaba, mucho de ser ideal y también ,,debido, ,al ,aumento, de ,,obreros,, Philips ,,tomó ,la ,decisión ,,de, construír ,dos campamentos,,más: ,‘El Pinar’, ,en ,la ,localidad, de ,Maarheeze se inauguró en 1964, y en 1966,, en ,Eindhoven, se ,inauguró, ‘El Prado’. ,Estos ,campamentos ,estaban, dotados de mayores ,,comodidades, ,pero ,,aquí ,continuaban ,8 ,,personas,,compartiendo ,,dormitorio. Algunos,, no ,eran,, capaces ,de, adaptarse, en ,estos, alojamientos ,,comunes, y ,,buscaron hospedaje en casas particulares. Otros se alojaron en pensiones a los que Philips ayudaba a pagar. Talvez ,una de, las pensiones que más recordarán los emigrantes retornados que lean estas, líneas,, es, la ,que, se, encontraba ,en ,el ,centro ,de, Eindhoven. ,Una ,pensión ,en un convento, ,de, monjas: ,‘Ons ,Thuis’ ,,(,Nuestra Casa,). ,Aquí ,,encontró, alojamiento, un centenar ,de ,españoles, ,cada ,uno con ,su propia habitación. Las monjas se encargaban de las comidas y la limpieza.

Pensión "Ons Thuis" en el centro de la ciudad de Eindho-ven. Muchos emigrantes le recordaran ya que despues de ser convento alojó durante varios años a las oficinas de la policia de extranjeros.

Padre Jaime

 

Desde el ,principio,, hasta ,,la, ,década ,de, ,los, 80, ,el, cuidado ,y la, educación ,espiritual,, corría, a cargo del,, sacerdote,, holandés ,y, exmisionero ,padre, Jaime, Driessen. El ,daba, la ,misa ,en, español ,todos, los domingos,, en ,los ,campamentos, residenciales ,de ,los emigrantes. El ,padre ,Jaime, fue, sin duda alguna la persona que más apoyo, ,comprensión ,y, solidaridad ,entregó, a ,los, emigrantes, y ,sus, familiares., Era, un ,hombre ,de, una,,fenomenal ,capacidad ,,mental, ,,una ,,enciclopedia,, viviente. Conocía ,los, nombres ,y apellidos,, fechas, y, lugares de, nacimiento, de ,todos los emigrantes y sus familiares. Nunca se olvidaba de quíen cumplía los años y, una de ,las ,anecdotas ,más, fascinantes ,de aquella época es que aquellos jovenes emigrantes que ,no, vivían la fe como ,los ,demás compatriotas; que no eran tan creyentes, terminaron todos acudiendo a su misa dominical.

El Philips Koerier y Albert Van Dijken:

Philips, publicaba un ,periódico ,semanal, y ,trás ,la, llegada ,de, los, españoles, a Philips, el periodista Albert van Dijken creó una columna en español. Esta columna, se, llamaba, "Aquí la onda española" donde van Dijken informaba a los españoles sobre todos los temás de interés del momento y donde a estos españoles ,se, les, invitaba ,a ,participar. En ,el ,Archivo ,Central ,de Philips, se custodían todos los periódicos de aquellos años donde se pueden leer todas aquellas, cosas ,que, estos, primeros ,emigrantes escribían. Albert van Dijken, no solo fué un periodista del Philips Koerier, también fue un gran amigo de los españoles. Les ,visitaba ,en, los campamentos. Compartía con ellos, tanto penas como alegrias e incluso hizo con ellos varios viajes a España, a sus pueblos. La mayoría de los españoles no lo saben, pero fue durante un largo tiempo, una persona muy importante para nuestros antecesores emigrantes.

 

Barrer suelos

 

El mismo día de su llegada, a Gutiérrez y sus compañeros los sometieron a unas pruebas para determinar si estaban capacitados ,para, el ,manejo ,de, las, máquinas ,en, la fábrica. ‘Estuvimos realizando pruebas durante dos días. ¡Estábamos, hasta, las, narices ,de, pruebas!, Queríamos, trabajar, con, máquinas, auténticas., Y ¿sábes qué máquina, me ,dieron, a ,mí?, ¡Una escoba! ,Les dije: ¿A esto he venido yo a Holanda? ¿A barrer suelos? En España este tipo de trabajo se, consideraba entonces cosa de mujeres.’ No obstante, a pesar de las numerosas protestas, un alto número de, sus compañeros, fué destinado a la limpieza, pero al transcurso de unos seís meses los destinaron al ,manejo, de máquinas ,en, la fábrica. Gutiérrez: ‘A mí me destinaron a la sección "Metaalwaren", y allí estuve, hasta el momento de mi jubilación. Siempre me encontré, agusto en este departamento’. En 1963 cuando, llegó, ,no ,tenía ,la, menor, intención, de quedarse hasta, su jubilación., Pensaba, en, trabajar, aquí, un, año, quizás dos, o ,tres. Trabajar ,unos años,, ahorrar, algún, dinerillo, y ,regresar, a ,España. Esta ,idea ,era muy común entre los emigrantes ,españoles ,y, era así mismo, el, punto de, partida de ,Philips., Debido a esta opinión, no existía motivación, ,tanto ,,por ,parte ,de, los ,emigrantes ,,como ,de,,la ,empresa, ,,para,,,invertir,, en ,aprender, el ,idioma holandés. ,Esta ,es ,la ,causa, de que un gran número de españoles, después de treinta años de residencia aún tenga grandes dificultades en sus conocimientos y uso del holandés.

José Gutiérrez. Foto en la pensión de Eindhoven.

Aplazamiento

 

Con el curso del tiempo los contratos se fueron renovando y prolongando y cada día un mayor número de emigrantes tomaba la decisión de traerse a su esposa e hijos. Philips también necesitaba mujeres en sus fábricas ,y, decidió,,cooperar y ayudar a los emigrantes a conseguir viviendas. Pero para conseguir una casa se ,necesitaba una ,recomendación ,del ,jefe de, personal. Los ,hijos ,en, el ,colegio,, hicieron amistades, ,cursaron ,estudios,,encontraron,,trabajo y, los padres aplazaron año tras año la decisión de ‘quedarse ,o ,regresar’. ,Pero, las ,vacaciones de verano siempre se pasaban en España. El primer año Philips, llevó ,a los ,extremeños ,en ,autobuses, hasta ,sus pueblos. En los años siguientes había un tren especial ,hasta ,Irún,, y más tarde se ofrecía la posibilidad de realizar el viaje en avión. Por los años 70, los españoles, viajaban, en, sus, propios ,coches. Con frecuencia coches bastante viejos y tres o cuatro hijos ,en, al ,asiento, trasero. Gutiérrez: ,‘Y además, cargado, de regalos para toda la familia. En el pueblo, te ,esperaban, todos, los, primos, y, sobrinos., Recuerdo, que un año llevé un, tocadiscos. Causó ,gran ,admiración. ,Hoy, por ,hoy,, si se te ocurre llevar algo nuevo, resulta que allí ya es cosa común. Ya ,lo, tienen todos y por partida doble. Los tiempos han cambiado mucho, también en los pueblos españoles’

Cuarenta años

 

Para ,la ,mayoría de los emigrantes, la idea era estar un tiempo, ahorra y volver, pero no fue así. Cuando llegaron eran hombres jóvenes, en la flor de su vida. Ahora andan por la edad de jubilación, y parece ser que se harán viejos en Holanda debido al hecho de que sus hijos y nietos están aquí. Gutiérrez: ‘Cuando dejamos, el, pueblo, por, primera vez, ,cantábamos, en, el, autobús. Pero, eso, no, lo ,he, vuelto, a conocer., La, segunda ,vez,, cuando, volvías, a, Holanda, después ,de, las, vacaciones, ,tenías, que tomarte, un par de ,copas, antes, para, no, venir, llorando, de, tristeza, en, al autobús. Dolía dejar atrás a tu pueblo, a, Extremadura,, a, España… dolía, mucho. Contabas los días, las horas, y aún hoy en día me alegro muchísimo, cuando, llegan, las, vacaciones. ¡A mí pueblo! Yo, llevo cuarenta años en Holanda, pero a España la llevo en mi corazón’.

Conquistadores

Fueron años intensamente vividos, llenos de historias, de alegrías y ,tristezas. No sabemos si todos consiguieron lo que venían buscando, ni sabemos si lo que consiguieron ,fue ,lo más ,adecuado, ,lo ,que ,,sabemos, ,es ,que esos, hombres, escribieron una página importante en la historia de la emigración española. Aveces piensas: ¡Qué poderosa es la Philips!…y pensar que parte de ese poder fué conseguido por unos españoles que dejando atrás lo que más querían, se montaron en el caballo de hierro, como tales conquistadores, para poder conquistar lo mejor… para las personas que más querían.

 

Geertje van Os.

Traducción:

Miguel Angel Luengo Tarrero y Manuel Valle Hernández.

( Publicado el 8 de febrero del 2003 en el Hoy de Extremadura y en mayo del 2003 en Carta de España.)

 

Volver